Los monitores y los campamentos de verano: la normativa


colónies

Ahora que acaba el colegio y se acerca el verano, es muy habitual apuntar a los niños a colonias, acampadas o casales de verano. Estas actividades normalmente las realizan las entidades de educación del tiempo libre infanto-juvenil, que vienen reguladas por la normativa de cada comunidad autónoma.

Como regla general, se asigna un monitor por cada diez menores. No obstante, a mayor edad de los niños, se permite ampliar el número de niños por monitor. Hay una normativa que se refiere a “dirigentes”, entendiéndose como tales las personas formadas y responsables de las actividades y las personas que realizan directamente las actividades con los participantes.

Para ello se ha de obtener el título de monitor o de director de actividades de ocio infantil y juvenil. Así pues, dependiendo de la actividad que se quiera realizar, se precisará una titulación u otra. Por ejemplo, una actividad que dure tres o más noches consecutivas, requerirá disponer del título de director, a no ser que el grupo sea de menos de 25 participantes, al que se podrá acceder con título de monitor.

Tanto para acceder al carnet de monitor de tiempo libre como al de director de actividades de educación, es necesario realizar una parte teórica y práctica, con el fin de obtener el diploma. La duración del curso de monitor es de 310 horas y del de director de 410 horas.

¿Qué diferencia al monitor del director? Entre las tareas del monitor están las de organizar, dinamizar y evaluar las actividades de ocio infanto-juvenil, aplicando las técnicas de animación del grupo, haciendo hincapié en la  educación en los valores y ateniendo a las medidas básicas de seguridad yprevención de riesgos. Por otro lado, entre las que ejerce el director de actividades están las tareas de coordinación de equipos y las que capacitan para planificar, organizar, gestionar, dinamizar y evaluar proyectos de ocio dirigidos a la infancia y la juventud en todos sus aspectos, así como la representación tanto interna como externa asumiendo la creación, el control y la dinamización de los equipos de monitores.

Por último, indicar que es necesario disponer de un seguro de accidentes personal que cubra, además de gastos de curación, un capital mínimo de 3.005,06 euros en caso de muerte (en caso de ser menor de 14 años se destinarán a cubrir los gastos del sepelio) y un capital mínimo de 6.010,12 euros por invalidez per accidente.

Fuente: www.arag.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s