La guarda y custodia compartida ¿es aconsejable en todos los casos?


Imagen

Las únicas leyes civiles que se han pronunciado sobre la guarda y custodia compartida como la forma de ejercer el cuidado de los menores en los casos de separación y divorcio son las leyes de Aragón y Valencia.

En Catalunya y en el resto de comunidades autónomas de nuestro pais en los que se aplica el Código Civil, la guarda y custodia compartida será aconsejable, pero no se aplica de forma automática.

¿Realmente todos los casos de separaciones matrimoniales y divorcios, deben de resolverse con guarda y custodias compartidas? mi opinión es que no porqué depende de cada caso concreto. Hay que analizar la trayectoria familiar a la hora de cuidar a los menores y en todos los casos la idoneidad de los progenitores así como su disponibilidad para hacerse cargo de algo tan importante como es ejercer la guarda y custodia de un menor.

Anuncios

Mi hijo ya tiene 18 años y no quiere ir con su padre los fines de semana, ¿debería pedirle un aumento de la pensión alimenticia?


divorcio

El hecho de que un hijo cumpla los 18 años de edad supone que se extingue la Patria Potestad que es aquel conjunto de derechos y obligaciones que los hijos tienen en relación con los padres.  En este caso,  si un hijo no quiere relacionarse con su padre, por el mero hecho de haber cumplido la mayoría de edad, ya no se le puede obligar.

 Ahora bien, el hecho de que no vaya con su padre los fines de semana que le tocaría no es motivo suficiente para solicitar un aumento de pensión de alimentos.

Para modificar las pensiones, al alza o a la baja han de haber variado las circunstancias que se tuvieron en cuenta para fijar la pensión de alimentos, bien porque el progenitor que debe de pagarla haya venido a mejor o a peor fortuna, o que el alimentado precise de mayores gastos.

Además se ha de tener en cuenta que la pensión de alimentos de los hijos mayores de edad no tiene la misma consideración que la de los hijos menores de edad, porqué mientras para estos últimos la pensión debe de mantener en la medida de lo posible el estatus que tenían los hijos cuando los padres convivían juntos, para la de los hijos mayores de edad solamente se atiende al criterio de lo que precisen para vivir y acabar de formarse si siguen estudiando.

El plan de parentalidad en los procesos de divorcio. ¿De qué se trata?


Imagen

El “plan de parentalidad” es una obligación que ha impuesto el nuevo Código Civil catalán que consiste en una declaración que debe acompañar todo convenio regulador de separación o divorcio para regular el ejercicio de la potestad y guarda de los hijos menores de edad.

En el plan de parentalidad se debe especificar de qué manera se va a ejercer la guarda, compartida o de uno de los progenitores. Cómo se van a repartir las funciones del cuidado de los hijos. Dónde van a vivir, quien va ser el encargado de llevarlos y recogerlos de la escuela, cómo se van a desarrollar las visitas o estancias de quien no tiene la guarda, se puede establecer el horario de llamadas telefónicas, el tipo de educación (pública o privada) que van a recibir los menores, la asistencia a colonias o actividades extraescolares, cómo se van a repartir los días de cumpleaños de los menores y progenitores…etc, todo lo que a los menores competa. Es un documento que puede ser  todo lo amplio que se quiera y que en definitiva va a regular de qué manera los progenitores van a seguir ocupándose de sus hijos.pa

Mi ex no me paga la pensión alimenticia, ¿puedo restringir las visitas de él a los niños?


Imagen

 

El hecho de que el progenitor que esté obligado al pago de la pensión de alimentos no lo abone, o se retrase en el pago de la misma, no es ningún motivo para restringirle las visitas con los hijos.

Son dos temas distintos que no tienen nada que ver y los tribunales para nada lo tienen en cuenta.

De hecho,  poner trabas a las visitas de los menores con el progenitor no custodio puede ser un incumplimiento de lo fijado por una sentencia y si llega a ser reiterado puede suponer la pérdida de la guarda y custodia para quien la tiene.

 

¿Puede un hijo adolescente decidir acerca del cambio de guardia y custodia?


Imagen

Mi opinión es que no y me explico.

El Art.92 punto 6 del Código Civil español establece que “el juez antes de acordar el régimen de guarda y custodia, deberá recabar informe del Ministerio Fiscal y oír a los menores que tengan suficiente juicio cuando se estime necesario o a petición del Fiscal, las partes o los miembros del equipo técnico judicial, o a petición del propio menor”       En el mismo sentido se pronuncia el art.233.11 del Código Civil catalán que en los criterios para determinar el régimen y manera de determinar la guarda de los menores, se incluye la opinión expresada por los hijos. 

Por tanto, ha de quedar claro para aquellos progenitores que se encuentran avasallados por sus hijos adolescentes, que ellos no pueden decidir nada, en todo caso quien decide por ellos son los padres y si estos padres no se ponen de acuerdo decidirá un juez que “si quiere” los puede escuchar pero no está obligado hacerlo.

Con esto espero aclarar el bulo que corre por ahí de que los hijos cuando cumplen los doce años de edad pueden decidir con quien de ambos progenitores quieren vivir.

Sin embargo, tema a parte es el juego que a menudo utilizan los hijos de padres separados de amenazar con marcharse a vivir con el progenitor no custodio para conseguir mayores beneficios de uno u otro. Cuando esto ocurre, y atendiendo a las circunstancias de cada caso concreto, un buen consejo puede ser permitir que ese hijo que en ese momento que está descontento se marche, abriéndole las puertas y dejándole muy claras las consecuencias de su decisión.

Suele pasar en la mayoría de los casos que ante la falta de resistencia por quien ejerce la autoridad, no tenga sentido el enfrentamiento y el adolescente por si solo se vuelva a resituar.